Nuestro hogar y nuestros espacios de trabajo son inversiones importantes. ¿Cuántas veces esta inversión ha resultado mayor por el despilfarro o la mala planeación? En la actualidad, los aspectos económicos y ambientales nos orillan a apostar por el ahorro energético. Implementar esta filosofía en nuestra vida diaria nos permite aportar un cambio significativo al medio ambiente y a nuestro bolsillo. Hoy te presentamos algunos consejos útiles.

Ahorro energético e iluminación natural

Una de las principales fugas en cualquier lugar es el uso de tecnologías obsoletas. Cuando el recibo de energía llega a casa logramos darnos cuenta de lo mal que utilizamos la energía. Una de las causas de esta fuga es el uso de lámparas y focos incandescentes. Siempre estamos en búsqueda de la mejor iluminación en espacios cerrados, cuando la solución es buscar la iluminación natural. Utilizar cancelería de grandes hojas y regular la luz con persianas, cortinas y celosías es la mejor opción. Cuando no sea posible abrir ventanas, podemos recurrir a la iluminación Led.

Aislamiento térmico

El invierno y el verano son temporadas donde la temperatura llega a ser extrema. Es durante estas estaciones cuando más tendemos a utilizar climatizadores: calefactores o aire acondicionado. No obstante, una vez más estamos despilfarrando energía valiosa. La cancelería de PVC representa una manera efectiva de mantener la temperatura correcta dentro de un espacio. Al instalar ventanas y puertas herméticas, además de cortinas y persianas, estaremos evitando la entrada de la temperatura exterior. También evitamos el uso de climatizadores hasta en un 70%. De esta manera el ahorro energético vendrá en el mismo porcentaje.

Energía alternativa

Ya que se han reducido los consumos de energía al mínimo, deberemos buscar nuevas fuentes de energía alternativa. Los proyectos grandes saben que además del ahorro, utilizar este tipo de energía representa una oportunidad de negocio. Decidir por un sistema fotovoltaico nos liberará de pagar recibos de electricidad casi en su totalidad. Además, nos permitirá contribuir a la conservación del planeta.

¿Por qué es importante el ahorro energético? Una razón de peso es, sin duda, el desgaste económico. La energía es cada vez más cara y debemos ser responsables con su uso. Más allá de cualquier tema monetario, la siguiente razón importante es la sustentabilidad. El medio ambiente se encuentra en peligro, muchos expertos lo han señalado. Estamos en el momento de ser responsables y de considerar qué mundo heredaremos a las futuras generaciones.

Muchas veces nos resistimos a estos elementos por la inversión inicial que representan, pero sus beneficios económicos son amplios. Poder contribuir con un mundo mejor es algo invaluable.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

*